Todelar Noticias

El abecé de la Constituyente en Venezuela

Mientras en las calles de Caracas se vive una verdadera batalla campal por cuenta de las protestas registradas en el marco de una huelga de 48 horas convocada por la oposición venezolana contra el presidente Nicolás Maduro, la cifra de víctimas mortales que deja la crisis en Venezuela sigue en ascenso.

Un policía falleció el jueves en la localidad de Ejido, donde un día antes también fue asesinado un hombre de 30 años en otra manifestación, según el Ministerio Público, que cifra en ocho los muertos durante el paro que finalizó este viernes, y en 113 los fallecidos desde que comenzaron las protestas el 1 de abril.

Tras la huelga de 48 horas, la oposición llamó a tomar este viernes las principales vías del país para denunciar la “ilegitimidad” de la Asamblea Constituyente convocada por Maduro, cuyos integrantes serán elegidos el próximo domingo. Entre tanto el Gobierno amenazó con penalizar con cárcel a quienes participen en manifestaciones o protestas que puedan alterar el normal desarrollo de los comicios.

Estas son las claves del proceso con el que el gobierno de Maduro, reformará la Constitución promulgada en 1999 por el fallecido Hugo Chávez.

¿Qué se elegirá?

545 asambleístas que sesionarán a partir del 2 de agosto en la sede del Parlamento, de amplia mayoría opositora, durante un período indefinido. Se ignora dónde funcionará en adelante el poder legislativo.

¿Cómo se elegirán?

364 por votación territorial (cada municipio tendrá un representante y las capitales de estado dos, independientemente de su población), 173 por sectores sociales y 8 por comunidades indígenas.

La elección sectorial se distribuye así: trabajadores (79), pensionados (28), estudiantes (24), consejos comunales (24), campesinos y pescadores (8), empresarios (5) y discapacitados (5).

Según el experto electoral Eugenio Martínez, 62% de los 19,8 millones de votantes podrá emitir dos sufragios (uno en los comicios territoriales y otro en los sectoriales).

¿Quiénes postulan?

De unas 50.000 postulaciones, se validaron 6.120. Las bases comiciales fijadas por Maduro -y aprobadas por el poder electoral- prohibieron candidaturas partidistas, por lo que fue necesario acreditar firmas.

Figuran poderosos dirigentes del chavismo como el diputado Diosdado Cabello, la excanciller Delcy Rodríguez, la primera dama, Cilia Flores, y el ex gobernador Adán Chávez, hermano de Hugo Chávez.

¿Por qué no participa la oposición?

La coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) asegura que Maduro estaba obligado legalmente a someter su convocatoria a un referendo, en el que, estima, hubiera sido negada. Según la encuestadora Datanálisis, siete de cada diez venezolanos rechazan la Constituyente y la gestión del mandatario.

La MUD le enrostra a Maduro que en 1999 Hugo Chávez, su mentor, consultó a los venezolanos sobre el llamado a la Constituyente que redactó la actual Carta Magna.

Además, considera fraudulento el método de votación, pues señala que al no haber una representación proporcional según la población de los municipios, el chavismo buscaría sacar ventaja en zonas rurales apartadas donde aún es fuerte, en contraste con los centros urbanos.

La MUD cree que el mandatario intenta evadir elecciones (las presidenciales deben celebrarse en diciembre de 2018), pues dada su impopularidad no podría ganar comicios universales.

También pretendería disolver instituciones que le incomodan, como el Legislativo y la Fiscalía -cuya titular Luisa Ortega desertó del oficialismo-, y según la alianza opositora ir hacia una autocracia.

Junto con Ortega, otros chavistas disidentes se oponen a la iniciativa alegando que socavará la Constitución impulsada por Chávez, solo para que Maduro conserve el poder.

La MUD anunció un “boicot” contra las votaciones, añadiendo más tensión tras cuatro meses de protestas que dejan un centenar de muertos y que el gobierno denuncia como una intentona golpista.

¿Qué dice el gobierno?

Maduro sostiene que su Constituyente es democrática porque apela al “poder originario”, y que estaba facultado para convocarla sin referendo.

“Es el gran poder que necesitamos para poner orden en Venezuela. Necesitamos un poder que esté por encima de los poderes que sabotean el desarrollo del país”, dijo el mandatario, quien afirma que la votación será “directa, universal y secreta”.

El presidente aclara que el objetivo es “perfeccionar” la Carta Magna, elevando a rango constitucional, por ejemplo, los programas sociales.

También defiende que la elección da cabida a amplios sectores, frente a la acusación de que los votantes gremiales fueron escogidos de bases afines al chavismo, como los consejos comunales, unos 45.000 grupos que se benefician de la asistencia estatal.

Y afincado en que la grave crisis es fruto de una “guerra económica”, Maduro dice que la Constituyente traerá la recuperación del país petrolero.

¿Se requiere un mínimo de participación?

No se fijó un umbral, pero una baja afluencia a las urnas “afectaría la legitimidad” de la Constituyente, según el analista Benigno Alarcón.

Más aun después de que la MUD aseguró haber recaudado 7,6 millones de votos en un plebiscito simbólico contra la iniciativa, el 16 de julio.

Según los resultados de las parlamentarias de 2015 -que ganó abrumadoramente la oposición-, la base electoral del chavismo es de 5,7 millones.

Pero la doble votación (territorial y sectorial) inflaría la cifra, indica Martínez.

No se ha previsto observación internacional para estas elecciones.

Dirección: Avenida Ciudad de Arauca,   No 22-21 - Teléfono 8856009 - 8852824

Boletines de Noticias