Pactar cese al fuego definitivo pide al Gobierno y al ELN el sector petrolero

La Cámara Colombiana de Bienes y Servicios Petroleros (Campetrol),  pidió al Gobierno y al Ejército de Liberación Nacional (ELN), pactar un cese el fuego definitivo, con el fin de evitar una mayor afectación a la infraestructura petrolera del país.

El gremio además rechazó “rotundamente los tres nuevos atentados llevados a cabo por parte de la guerrilla del ELN al oleoducto Caño Limón – Coveñas en Arauca y Boyacá, así como el atentado a la infraestructura petrolera en las inmediaciones del municipio de Aguazul, Casanare”.

Según Campetrol, “las acciones perpetradas por el ELN son un retroceso en la construcción de confianza durante los pasados 100 días“.

Pidió por tanto “que se reanude lo más pronto posible el diálogo. Eso es lo deseable, pero el ELN debe hacer manifestaciones inequívocas de querer avanzar en la paz. El sector de los hidrocarburos aceptó participar en las mesas de diálogo, para dar una muestra de apoyo a una solución política, sin embargo, acciones de esta naturaleza van en contraría de las aspiraciones de paz del pueblo colombiano”, recalcó.

El presidente ejecutivo de Campetrol, Germán Espinosa, indicó que “estamos en un momento crucial para la industria, pues al tiempo en que debemos garantizar la seguridad energética es necesario promover el desarrollo regional sostenible. Para ello es de suma importancia que la infraestructura petrolera pueda operar a plena capacidad y haya un óptimo clima para las inversiones. Los atentados del ELN afectan al medio ambiente, así como las economías locales y regionales. Las consecuencias las pagamos todos los colombianos”.

Y es que fueron cuatro los ataques de este grupo armado ilegal para infraestructura petrolera en departamentos como Boyacá, Arauca y Casanare

Ecopetrol reporta tres atentados al oleoducto Caño Limón – Coveñas y otro en Aguazul (Casanare)

En todos los casos se suspendió el bombeo de crudo y se tomaron las medidas de contingencia necesarias.

El  miércoles la infraestructura del oleoducto Caño Limón – Coveñas fue atacada en tres puntos, uno en territorio del departamento de Boyacá y los otros dos en el departamento de Arauca

El primer hecho tuvo lugar en la vereda La Cañaguata, en el municipio boyacense de Cubará, ocasionando pérdida de presión en las tuberías y un derrame de crudo que afectó un caño seco. Los otros dos ataques se dieron en jurisdicción de Saravena, Arauca, en las veredas La Granada y Miramar. Allí el crudo quedó contenido en el cráter que dejó la explosión

Otro hecho más tuvo lugar en las últimas horas en el departamento de Casanare.Ocurrió en cercanías al pozo Cupiagua YZ10, en el sector de Plan Brisas, municipio de Aguazul, donde tras una caída súbita de presión en la línea de ese pozo y la troncal por donde fluye el crudo de ocho pozos adicionales, fue activado el plan de contingencia respectivo, por lo que se suspendió el bombeo y se alertó a las comunidades de la zona sobre las medidas preventivas que se deben tomar por los riesgos de una posible fuga de crudo y gas.

De manera preventiva se ubicaron barreras de contención de crudo en un punto de control en el río Charte, donde se adelanta permanente monitoreo con personal especializado.

A través de un comunicado oficial Ecopetrol rechazó los ataques, “que ponen en riesgo la integridad de las personas, afectan gravemente el medio ambiente y el bienestar de las comunidades vecinas a la infraestructura petrolera”.

La compañía aseguró que una vez esté asegurada el área por parte de la Fuerza Pública, se procederá a la ejecución las actividades de reparación y recuperación ambiental requeridas.

La Asociación Colombiana del Petróleo (ACP) se sumó al rechazo a estos atentados contra la infraestructura del sector energético del país.

“Estas acciones violentas ocasionan daños graves, y muchas veces irreversibles, en los ecosistemas del país y afectan la seguridad de los trabajadores y de las comunidades aledañas a las operaciones de la industria. Manifestamos nuestra solidaridad con las comunidades afectadas y hacemos un reconocimiento a Ecopetrol y la Fuerza Pública por su oportuna atención de la emergencia”, afirmó Francisco Lloreda, presidente de la ACP.

El-Gobierno-y-el-ELN-deben-buscar-un-nuevo-y-definitivo-cese-bilateral-001

Dirección: Avenida Ciudad de Arauca,   No 22-21 - Teléfono 8856009 - 8852824

Boletines de Noticias